Xiaomi lanza el clon más descarado del iPhone hasta ahora.

No está mal tomar el diseño de uno o múltiples productos como inspiración para lanzar otro producto, mejorando o re-interpretando lo aprendido de otra manera. El tema del notch? Algo inevitable en nuestro camino hacia un teléfono cuya parte frontal sea una pantalla completa. Apple estuvo consciente de ello y convirtió al notch en una característica, en algo icónico de su teléfono. En Android fue adoptado inmediatamente porque, como he repetido innumerables veces, no es que estemos perdiendo espacio en pantalla, sino que estamos ganando espacio a los bordes donde podemos colocar los íconos de estado (reloj, wifi, recepción) además de notificaciones. Antes del notch, este espacio no existía. Para mi, es un espacio ganado, mejor aprovechado.

Y tiene sentido que otras empresas lo imiten. Un teléfono con notch se ve más amplio, con más pantalla. El P20 Pro, por ejemplo, se ve mejor que el S9+, en mi opinión. Copiarse o “inspirarse” en una o dos características, no está mal, sobre todo cuando la industria muestra una tendencia hacia ello. Lo hizo Huawei, lo hizo LG, lo hará Google.

Lo que ha hecho Xiaomi, sin embargo, es una verdadera vergüenza. Vean al Xiaomi Mi 8, al lado izquierdo. Y al iPhone X, al lado derecho. Inspiración? Nah, una clonación descarada. Eso es lo que es.

El teléfono, como el resto del catálogo de Xiaomi, nos da un equipo bastante sólido en características (Snapdragon 845, pantalla AMOLED FHD+, cámaras duales de 12 megapixeles traseras y una de 20 megapixeles al frente) con lo que probablemente sea un precio bastante razonable.

Pero llegar a copiar a otro teléfono de tal manera, simplemente está mal. Ya lo demostraron las cortes, juzgando a favor de Apple en el juicio contra Samsung (cuando Samsung aún no encontraba una identidad propia en la era del Galaxy S2, como la tiene ahora con sus teléfonos). Será interesante ver si Xiaomi se atreve a ponerlo en otros mercados aparte de China. Debido a que Xiaomi es una empresa china, y las leyes en China no son muy favorables en temas de derechos de autoría, y menos aún cuando se trata de una empresa extranjera como Apple, Xiaomi puede hacer lo que quiera en su país natal. Pero fuera de este? Quién sabe lo que ocurriría. Lo cierto es que, personalmente, jamás usaría un teléfono con tan poca identidad propia, con tantas ansias de copiar al resto, como el Mi8.

 

The post Xiaomi lanza el clon más descarado del iPhone hasta ahora. appeared first on arturogoga.