La OMS inaugura su Asamblea Anual con el acento puesto en África

La Organización Mundial de la Salud (OMS) inauguró hoy su Asamblea Anual con el acento puesto en el continente africano, tanto por el actual brote epidémico de ébola en la República Democrática del Congo (RDC), como por considerarlo un ejemplo de que el acceso universal a la salud es posible.

El director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, inauguró esta reunión que cada año convoca en Ginebra a ministros y autoridades de sanidad de 194 países y en la que el presidente de Ruanda, Paul Kagame, participó como el principal orador invitado.

El responsable de la organización mencionó en su discurso el interés que le han manifestado altas autoridades de países de todas las regiones del mundo y de distintos niveles de desarrollo en obtener la asesoría de la OMS para desarrollar sistemas de salud a precios abordables y a los que todos tengan acceso.

Asimismo, dijo que países como Japón, China, Cuba, Dinamarca, Omán, Arabia Saudí, Sri Lanka, Tailandia, Emiratos Árabes Unidos y el Reino Unido son “pruebas vivientes de que la cobertura universal de salud no es un sueño, es una realidad para países alrededor del mundo, de todos los niveles de ingresos”.

Sin embargo, Ruanda fue puesto como el ejemplo más impactante por su avance en acceso a la salud, basado en la formación de trabajadores sanitarios comunitarios que se encuentran en la primera línea de la atención a la población.

Tedros Adhanom, exministro de Salud y de Exteriores de Etiopía, y que asumió la dirección de la OMS hace un año, ha hecho de la cobertura universal sanitaria el primero de los tres retos estratégicos del plan de trabajo de la organización para el periodo 2019-2023.

Para ese año y según ese plan, 1.000 millones adicionales de personas deberían tener acceso a la atención sanitaria.

La OMS, el ente regulador y asesor más importante del mundo en el ámbito sanitario y de acción internacional en casos de emergencia, respondió sólo el año pasado a 50 situaciones urgentes en 47 países tan diversos como Bangladesh, Brasil, Siria o Nigeria, entre otros.

Asimismo, la OMS es responsable de la precualificación de medicamentos y vacunas, lo que garantiza que éstos son seguros y efectivos, y mantiene al día una clasificación internacional de enfermedades, lo que permite conocer las razones por las que la gente enferma y muere, y adaptar los sistemas sanitarios nacionales a esas necesidades.

Con la mirada puesta en los países en desarrollo, Tedros dijo que la OMS trabajará para revertir situaciones como la que subyace en los 33 años de diferencia en la esperanza de vida que hay entre unos países y otros, o que haya gente que enferma por los niveles tan elevados de contaminación del aire.

“Tampoco estamos por un mundo en el que la gente tiene que escoger entre la enfermedad y la pobreza por lo que representa para ellos pagar de sus bolsillos para recibir atención”, señaló.

Sobre el brote de ébola en la RDC, Tedros reconoció que es preocupante, sobre todo porque ha llegado a un centro urbano, pero aseguró que ahora su organización está mucho mejor preparada que en 2014 para hacer frente a esta situación, en referencia a la última epidemia de ébola en África occidental, que causó gran devastación en los países más afectados.

Al respecto, confirmó que hoy mismo se ha iniciado la vacunación contra el ébola en la RDC, donde hasta ahora se han detectado 46 casos de este brote.

El ministro de Salud congolés no asistió a la primera jornada de esta asamblea debido a que está participando en el lanzamiento de esa campaña de inmunizacion dirigida al personal sanitario y a quienes han tenido contacto con personas contaminadas.