Cuatro personas,entre ellas un menor, muertas en Gaza tras unas protestas que han dejado más de 600 heridos

Cuatro palestinos han muerto este viernes por fuego israelí, entre ellos un menor, y otros 117 resultaron heridos por munición real en las protestas multitudinarias registradas hoy en la frontera entre Gaza e Israel, en las que participaron unas 10.000 personas.

El menor fallecido, de 15 años, ha sido identificado como como Hayzam al Jamal, y ha recibido un disparo en Jan Yunes, uno de los cinco puntos donde se desarrollan protestas junto a la línea divisoria, según ha informado en un comunicado el portavoz del Ministerio de Sanidad palestino, Ashraf al Qedra.

Zeyad al-Briem, un joven de 24 años, también ha perdido la vida este viernes en la localidad de Jan Yunis, y el tercer fallecido es Emad Darabieh, de 26 años, herido en Yabalia, en el norte del enclave, y no ha podido sobrevivir. 

De los 618 lesionados, cinco se encuentran en estado crítico, 117 fueron heridos con munición real, 21 por metralla, además de 56 golpeados por el impacto de latas de gas lacrimógeno y 60 que fueron atendidos por inhalación de gases.

Dos reporteros han resultado heridos: Mohamed al Baba, fotógrafo de la agencia AFP tras recibir  un disparo en la pierna derecha, y un camarógrafo de la televisión Al Aqsa (simpatizante del grupo islamista Hamás) que aún no ha sido identificado y que ha surfido heridas moderadas por un golpe con una lata de gas lacrimógeno.

Sanidad denunció en un comunicado que los soldados están disparando “bombas de gas” contra las ambulancias que tratan de asistir a los heridos en el este de la localidad de Jan Yunis, donde rompieron la ventana a uno de estos vehículos de asistencia con un fuerte impacto.

Unos 10.000 palestinos, según los organizadores y el Ejército, acudieron hoy a cinco puntos de la frontera para participar en las marchas de protesta, convocadas por undécimo viernes consecutivo y que esta vez coinciden con el último viernes de Ramadán y la conmemoración del inicio de la Guerra de los Seis Días y del Día de Jerusalén.

La movilización, denominada hoy Marcha del Millón a Jerusalén, empezó a primera hora de la tarde con marchas, quema de neumáticos y el lanzamiento de decenas de cometas incendiarias a Israel, desde donde los soldados dispararon con medios de dispersión de masas para impedir a los participantes acercarse a la verja.

El Ejército señaló que los manifestantes quemaron neumáticos, arrojaron granadas y bombas caseras, así como piedras a las tropas y lanzaron cometas incendiarias.

“En las ultimas horas, terroristas lanzaron decenas de cometas y globos con artefactos explosivos sobre la verja. Los objetos explotaron en el aire. Además, se lanzaron varios artefactos explosivos y una granada y se quemaron neumáticos cerca de la verja de seguridad. Las tropas están respondiendo con medios de dispersión de masas y operan de acuerdo a las normas”, informó un comunicado militar.