Brecha de género en Holanda: mayoría de hombres en la ultraderecha; mujeres y jóvenes votan más verde

El frenazo a la ultraderecha en Holanda se ha sustentado principalmente en el voto femenino y joven. La brecha de género y generacional se ha visto con particular claridad en las elecciones de este miércoles, según datos de lpsos en un sondeo a pie de urna.

El espectacular salto del partido de Izquierda Verde GroenLinks (GL), que probablemente pase de 4 escaños a 14, tuvo mucho que ver con las mujeres: el 61% de sus votos fueron femeninos. Socialdemócratas (SP) y socioliberales (D66) obtuvieron un 49% y 50% de voto de mujeres.

Del otro lado, los partidos conservadores y de derecha consiguieron su mayor caladero de apoyos en el electorado masculino. Entre los votos del partido ultraderechista e islamófobo de Geert Wilders (PVV), el 55% había sido depositado en la urna por un hombre, según la encuesta.

También hay brecha generacional. Los jóvenes también han votado más a partidos de izquierda y verdes. Sobre todo a Izquierda Verde (GL) y a los socioliberales (D66). De acuerdo con los datos, un tercio de los votantes de estos partidos tiene entre 18 y 34 años.

El Partido Popular por la Libertad y la Democracia del primer ministro (VVD) Mark Rutte recabó bastantes votos por encima de los 65 años. Este dato corrobora la tendencia en otros países como España de que los partidos tradicionales captan más apoyo entre los mayores.

Los resultados de la ultraderecha de Wilders, por su parte, se sustentaron principalmente en el voto de mediana edad: entre los 35 y los 64 años.